El 2017 terminó con un nuevo récord de refugiados: 25,4 millones de personas

El 2017 terminó con un nuevo récord de refugiados

Según el informe Tendencias Globales presentado por ACNUR (el Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados), el año 2017 terminó con la cifra récord de 25,4 millones de refugiados, mientras que en el 2016 fueron 22,5 millones.

Las persecuciones, la hambruna y el terrorismo han seguido golpeando sin descanso a la población hasta alcanzar este nuevo récord mundial. Por otro lado, durante el 2017 se vieron obligadas a abandonar sus casas 68,5 millones de personas, superando en 2,9 millones la cifra del año anterior.

Otras cifras desoladoras que revela el informe final de ACNUR son: además de los 25,4 millones de refugiados, el año 2017 finalizó con 40 millones de personas desplazadas sin salir de las fronteras de su país y 3,1 millones que han solicitado asilo.

De esto se refleja que 44.000 personas al día tuvieron que huir de sus hogares. Mientras tanto, a nivel mundial sigue debatiéndose sobre un posible pacto intergubernamental para una migración más ordenada y segura.

Los refugiados sirios lideran la lista

Con 6,2 millones de personas desplazadas dentro del país y 6,3 millones de refugiados, los sirios siguen estando en la cabeza de la lista. Sin embargo, otros países han subido escalones en la estadística, como Sudán del Sur y la República Democrática del Congo. María Jesús Vega, portavoz en España de ACNUR, ha comentado respecto a este último hecho: “No se han producido nuevos conflictos, pero en 2017 ganaron en intensidad”.

Durante el 2017, en las regiones pertenecientes a África subsahariana fue donde más aumentaron los refugiados, hasta 6,3 millones, debido a la situación conflictiva de Sudán del Sur. No obstante, Siria sigue siendo el primer país en cuanto a personas que necesitan la protección internacional.

El año 2017 terminó con un aumento del 14% en cuanto a refugiados sirios, que huyendo de la violencia ya se encuentran repartidos entre 125 países, la gran mayoría en Líbano, Turquía, Alemania y Jordania.

Con el fin de ayudar a esta gran cantidad de refugiados, ACNUR se encarga de distribuir ayuda en 72 horas en los casos de más urgencia, gracias a la donación de ayuda humanitaria de todas las personas que desean colaborar.

Después de Siria, Afganistán ocupa el segundo lugar en la lista con 2,6 millones de refugiados, encontrándose muchos de ellos en Pakistán. No obstante, Sudán del Sur ha experimentado el mayor repunte, pues los refugiados que escapan de la guerra civil de este país han alcanzado los 2,4 millones, casi duplicando su cifra.

Después del estallido de violencia ocurrido en agosto del 2017, el repunte de Myanmar (Birmania) también ha sido significativo, ya que aproximadamente un millón de rohinyá se vieron obligados a huir cruzando la frontera de Bangladés. Birmania se niega a reconocer la nacionalidad de los rohinyá, que son una minoría musulmana.

Los países en desarrollo acogen más refugiados

Durante el 2017, los países en desarrollo son los que acogieron más refugiados, hasta alcanzar el 85%. Turquía alberga la mayor cantidad de refugiados en todo el mundo: 3,5 millones de personas. Le siguen Pakistán, Uganda, Líbano e Irán. Entre los países industrializados destaca Alemania, que ha entrado a formar parte de las naciones que han acogido más refugiados, aproximadamente con un millón de personas.

Por tercer año consecutivo se ha reducido la cantidad de personas desplazadas dentro de las fronteras de sus países, llegando a los 40,3 millones. Colombia sigue liderando esta lista, con 7,7 millones de individuos desplazados. Siria, la República Democrática del Congo e Irak le siguen en número.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *